Mínimo 4 letras

Las Artes del metal. De la Edad del Bronze a la época romana

Exposiciones

15/11/2000 - 25/02/2001

Museo Arqueológico

El mes de mayo de 1999, el Musée Saint-Raymond, Musée des Antiques de Toulouse, reabrió sus puertas al público después de un periodo de reformas arquitectónicas en su sede y una vez realizada la reinstalación museográfica de un millar de piezas seleccionadas entre sus colecciones: la gran riqueza e importancia del fondo del Musée Saint-Raymond, que aconsejó actuar- en las salas de exposición permanente- con aquel criterio selectivo- para no cansar a los visitantes con la acumulación de objetos pertenecientes a una misma categoría.

Esta decisión obligó, pero, complementariamente, a definir y concretar- ya desde el principio- un programa de exposiciones temporales dinámico, que permitiera dar a conocer al público los fondos conservados en las reservas del museo.

La exposición Les arts du métal au Musée Saint-Raymond, Musée des Antiques de Toulouse, presentada coincidiendo con la reinauguración del museo, nació de aquella intención. Durante nueve meses, ha brindado a los visitantes del Musée Saint-Raymond la oportunidad de conocer y de disfrutar de estas obras -magníficas- y, en aspectos muy diversos, de altísimo interés -que ahora, gracias a la generosa disponibilidad de la Mairie de Toulouse, se brindan- esta vez en compañía de una selecta representación de piezas de metal de Tárraco- al público del Museu Nacional Arqueològic de Tarragona.

Algunas de las piezas integradas en la exposición son célebres, como las famosas ruedas protohistóricas del carro de Fa (Aude). En otros casos, el de piezas menos o nada conocidas, la exposición dio la oportunidad de profundizar en su estudio científico: su procedencia, su funcionalidad, su significado o su datación. Y posibilitó, también, afrontar el tratamiento y la restauración de aquellas piezas que, por circunstancias diversas, lo requerían. En definitiva, la organización de esta exposición comportó la asunción de un proyecto complejo e interdisciplinar en el cual participaron diferentes especialistas en los campos de la arqueología, la museología y la museografía y, también, de la restauración.

Un esfuerzo que ha dado como resultado una exposición que permite el disfrute y la comprensión de unas obras creadas en el decurso de un largo periodo de la historia humana, desde los inicios de la utilización del metal (en el III milenio aC, en Occidente) hasta el Imperio Romano, y que permite, entonces, también, captar y admirar la voluntad y la capacidad de aquellas antiguas sociedades para dominar nuevas técnicas, haciendo de la metalúrgia -a partir de un sorprendente equilibrio funcional y formal de los objetos- un auténtico arte.
 
SiguienteLa memoria compartida. Museos invitados al MNAT: El Museo de Zaragoza
AnteriorArte rupestre del Arco del Mediterráneo de la Península Ibérica
Para poder mejorar nuestros servicios utilizamos cookies de terceros. Si continúa navegando consideramos que acepta su utilización Más información aquí Cerrar